SITT300x100-06

banner-caliente

Banner-Seguro-Me-Divierto-200x200

El PRI-Verde y sus aliados, han preferido sacrificar el bienestar de las familias y el crecimiento del sector productivo al imponer altas cargas fiscales: Eloísa Talavera Hernández

CDMX, octubre 19 de 2017.-El dictamen votado hoy, al igual que las Leyes de Ingresos anteriores, no promueven de forma integral los cambios fiscales que incentiven la inversión en infraestructura, generen competitividad y mejores condiciones de vida para todos y cada uno de los mexicanos, señaló la Vicecoordinadora de Proceso Legislativo de su bancada en San Lázaro, Eloísa Talavera Hernández.

Refirió que en el último año de la administración -Peñista- han preferido sacrificar el bienestar de las familias y el crecimiento de sector productivo mexicano al mantener las altas cargas fiscales en impuestos como el ISR, IVA y el IEPS.

"La noche de ayer en el seno de la Comisión de Hacienda, el PAN votó a favor de bajar el IEPS en gasolinas, es decir, a favor de que baje el precio de los combustibles en beneficio de la gente, sin embargo, el PRI-Verde y sus aliados, siguiendo las instrucciones de su jefe político, el presidente Peña, decidieron votar en contra" señaló.

Manifestamos, dijo, nuestra inconformidad y malestar para con el Gobierno Federal por los resultados negativos que ha generado la tóxica reforma fiscal durante los últimos tres años, en donde el PAN ha insistido en mantener su postura en que debemos reducir el IVA en la frontera del 16 al 11% para reactivar la economía de millones de ciudadanos.

Agregó que la fracción panista esperaba mayor disposición del gobierno federal para eliminar de una vez por todas, aquellos temas fiscales que han quedado pendientes desde que se aprobó la tóxica reforma.

Talavera Hernández refirió estar en desacuerdo con el discurso triunfalista del gobierno federal al afirmar que con ingresos y el planteamiento del gasto para el próximo año, se registrará un superávit primario equivalente a 0.9 por ciento del PIB, pues de nada sirve esto cuando aún existen pendientes de solucionar en materia de deuda pública.

Explicó que los Requerimientos Financieros del Sector Público (RFSP) para el cierre de 2018 se estiman en 2.5 por ciento del PIB, porcentaje que abonará a la de por sí creciente deuda neta que representa el 50% por del PIB.

"Les adelantamos que en este sentido, presentaremos una reserva para detener el desenfrenado sentido de irresponsabilidad que tiene este gobierno para su contratación" señaló.

La legisladora bajacaliforniana reconoció que en el análisis para la integración de la ley de ingresos 2018, se lograron avances importantes.

Indicó que los ingresos públicos que financiarán el gasto para el siguiente ejercicio fiscal resultan de alta prioridad, sobre todo en un contexto que supone el apoyo para los diferentes estados y regiones de nuestro país que fueron afectados por sismos ocurridos el mes pasado.

Agregó que la Ley de Ingresos que financiará el gasto 2018, contiene cambios que valen la pena de ser mencionados, como por ejemplo, la modificación del tipo de cambio de 18.01 a 18.40 pesos por dólar y el cambio en el precio de la mezcla mexicana de 46 dólares a 48.5 dólares por barril.

Estos dos cambios generarán ingresos adicionales a los planteados en el Proyecto de Ley enviado por el Ejecutivo Federal por un monto de 43 mil 291.4 millones de pesos, dijo.

Informó que para 2018, se estiman ingresos por 5.279 billones de pesos con un incremento de 3.0% en términos reales respecto al ejercicio pasado, es decir, en la suma total, los ingresos serán mayores en más de 390 mil millones de pesos respecto al 2017.

Talavera Hernández refirió que a pesar de que el Ejecutivo Federal propuso un rango de crecimiento de la economía para el 2018 entre el 2.0% y 3.0% del PIB, los diputados de Acción Nacional integrantes de la Comisión de Hacienda y Crédito Público consideraron fundamental dar un mensaje de certeza y responsabilidad a la economía, por esta razón, el pronóstico de crecimiento lo ubican en 2.5% del PIB.

Agregó que en el caso de los pagos provisionales, se establece el diferimiento hasta en tres parcialidades, de los pagos bimestrales del IVA y el IEPS para el caso de los contribuyentes del Régimen de Incorporación Fiscal.

Puntualizó que en la suma de todas las modificaciones que se realizaron al proyecto de origen del Gobierno Federal, además de favorecer el gasto para subsanar los efectos devastadores generados, reflejan un trabajo serio para modificar las variables macroeconómicas que consideramos necesarias para tener un pronóstico objetivo y mucho más cercano a la realidad de los ingresos presupuestarios que obtendrá la Federación en 2018 por recaudación.

Visto 61 veces

Mas noticias....